El reciclaje de metales en tu empresa
Wellness

El reciclaje de metales en tu empresa

En nuestro día a día estamos rodeados de metales, tanto en el hogar como en las áreas de trabajo. La gran mayoría de estos metales son reciclables.

Hablar de metales reciclables significa que se pueden fundir manteniendo sus propiedades intactas dando oportunidad a la creación de nuevos productos con ellos. 

Un término muy común en la industria del reciclaje del metal es la chatarra o el scrap, esto es material de desecho formado por metales y otros materiales. 

Imagina un carro que ha concluido su proceso de vida útil, cada una de sus partes está conformada por distintos materiales, en su mayoría metálicos, que han dejado de cumplir su función, sin embargo, sus componentes materiales aún pueden dar vida.

Ahora imagina el escenario en el que todos los carros desechados del mundo entero se mantuvieran intactos, ¿sería una gran fuente de contaminación y recursos desaprovechados cierto? Es por esto por lo que es tan importante el reciclaje de metales. 

Según el informe del Observatorio Mundial de los residuos electrónicos 2020, en todo el planeta se generaron 53.6 millones de toneladas de residuos electrónicos, de los cuales solo el 17.4% se registró como recolectado y reciclado dentro de un proceso oficial.

En México superamos los 1.2 millones de toneladas, representando un incremento del 17.9% en comparación con el estudio anterior realizado en el  2015. Este es un claro llamado a desarrollar una conciencia y procesos más eficientes sobre el reciclaje de residuos metálicos.

Empieza con estos tres 

Aquí te compartimos 3 metales que puedes empezar a reciclar y dónde encontrarlos:

Aluminio

Este metal es comúnmente encontrado en latas, utensilios de cocina, platos, puertas, ventanas, bicicletas, herramientas, muebles de jardín, contenedores y papel aluminio. 

El aluminio en particular se puede aprovechar al 100% al momento de reciclarlo y tienen un gran impacto ambiental. Aquí puedes conocer a profundidad  su impacto.

Cobre

Lo puedes encontrar en tuberías, canalones, cables, conductores, cacerolas y ollas.

Acero

Este metal lo encuentras en cubetas, fregaderos, sartenes y baterías de cocina, hornos, escaleras, motores, herramientas, latas, marcos, clavos y tuercas.

¿Qué puedo hacer desde mi empresa?

La principal invitación sería desarrollar estrategias eco eficientes en la empresa. Minimizar la generación de residuos mediante procesos eficientes y la selección de materia prima adecuada. 

Teniendo este principio como base puedes empezar por estos 3 pasos:

  1. Identificar en donde están ubicados estos metales en los materiales que se usan en la empresa. Puede ser desde los contenedores de alimentos y bebidas, material de oficina, carros de la empresa, y maquinaría.

Pregunta clave: ¿Qué objetos o maquinaria de la empresa contienen metales en su composición?

  1. Hacer un sondeo del ciclo de vida de estos materiales. Es importante detectar aquellos que se generan diariamente como una lata de refresco y aquellos que tienen ciclos de vida específicos como un carro o una impresora. 

Pregunta clave: ¿Qué tan seguido se convierten en desechos estos objetos que contienen metales?

  1. Definir un proceso de recolección para cada tipo de material. Según el tipo de desechos que generen pueden crear vínculos con empresas que se dedican a la recolección y reciclaje de estos materiales en específico, así como es el caso de riisa. 

Pregunta clave: ¿Qué sucede con estos desechos?¿A dónde van?

En riisa tenemos más de 35 años de experiencia en la recolección y el reciclaje de metales. El reciclaje de metales es nuestro compromiso con el medio ambiente, y tu empresa puede formar parte de esta gran cadena de acciones. 

Si quieres más información, da clic aquí.